domingo, 28 de febrero de 2016

Charles Harbutt, elegancia en lo cotidiano


"Yo no hago fotografías. Las fotografías me hacen a mí"

Charles Harbutt
El pasado mes de julio de 2015 falleció Charles Harbutt, uno de esos profesionales que con su labor discreta pero excelsa prestigiaron a la Agencia Magnum, y por ende al mundo de la fotografia en general. Harbutt, que llegó a ser presidente de la agencia en los años 70 ejerció una gran influencia sobre el mundo de la fotografía documental y de él se dice que descubrió a toda una generación de importantes fotógrafos, entre ellos Mary Ellen Mark, Jeff Jacobson y Alex Webb. Fué además un miembro destacado de la American Society of Media Photographers.

Nacido en 1935 en Camden, New Jersey su familia se trasladó a la localidad de Teaneck, donde parece ser que aprendió las destrezas básicas en un club de aficionados a la fotografía local. Posteriormente estudió secundaria en Nueva York, donde hacía las fotografías para el periodico del instituto, el Regis High School, tras lo cual se graduó en la Marquette University. Una vez acabados sus estudios Harbutt se dedicó durante veinte años al fotoperiodismo puro trabajando para diversas publicaciones de Estados Unidos, Europa y Japón. Sin embargo su gran oportunidad le llegaría en 1959, cuando fue invitado por las fuerzas cubanas de resistencia contra el régimen del general Fulgencio Batista para documentar la insurrección en la Isla. La gran fuerza de los reportajes que realizó sobre la revolución cubana y Fidel Castro le proporcionaron un creciente prestigio y finalmente en 1964 fue invitado a unirse a  Magnum Photos, donde realizaría lo mejor de su carrera y llegaria, como ya mencionamos antes, a ser presidente por dos ocasiones.

En 1981, Harbutt dejó Magnum por discrepar de la politica empresarial de la agencia cada vez más centrada en el aspecto puramente comercial y también en parte debido a su deseo de afrontar proyectos más personales, fundando junto con otros Archive Pictures, una cooperativa de fotógrafos documentales internacionales. Inició además una cada vez más intensa actividad docente como profesor en la Parsons School of Design, actividad que ejercería hasta el fin de sus días, realizando además numerosos workshops en el MIT, el Instituto de Arte de Chicago, y la Escuela de Diseño de Rhode Island. Al mismo tiempo Harbutt realizó exposiciones en diversas instituciones públicas y privadas de las que podemos destacar el Museum of Modern Art de Nueva York, el National Museum of American History, la Corcoran Gallery of Art, la U.S. Library of Congress, la George Eastman House, el Art Institute of Chicago,y en París la Bibliothèque Nationale, el Beaubourg, y la Maison européenne de la photographie. A lo largo de su carrera publicó cuatro libros de sus fotografías: "America In Crisis" (1969), "Travelog" (1974), "Progreso" (1986) y "Departures and Arrivals" (2012).

La obra de Charles Harbutt destaca por su capacidad de síntesis y claridad compositiva que confieren a sus imagenes un valor estético y una elegancia en lo cotidiano que trascienden lo puramente documental. En sus encuadres precisos y serenos siempre hay espacio suficiente para que el sujeto principal respire, trasmitiendo esa inquietante sensación de la soledad del individuo moderno y de un tiempo detenido que comparte la mejor tradición del arte americano del siglo XX, esa tradición que en Europa identificamos con los cuadros de Edward Hopper. También tienen cabida en su obra abigarradas imágenes de reclamos publicitarios en las que a modo de espontáneos collages de lenguaje cercano al surrealismo se refleja el peculiar carácter de la consumista sociedad actual. No obstante él siempre dijo que no era un artista sino un fotógrafo pero no se confundan, tal afirmación encerraba el personal convencimiento de que la fotografía está por encima del arte contemporáneo que nos ha tocado sufrir en nuestros días: "La fotografía significa para mi mucho más que la pintura. Cuando veo los enormemente conmovedores retratos de Lucien Freud con sus tristes, tristes ojos, me conmuevo y pienso que clase de tristeza debió de engullir a Freud. Cuando veo una fotografía así pienso en que clase de vida será la del sujeto retratado. Arte es lo que hace Jeff Koons. Acerca de él me vienen a la cabeza las palabras de P.T. Barnum - Puedes engañar a alguna gente algún tiempo pero no puedes engañar a todo el mundo todo el tiempo". (fuente: Q & A with Charles Harbutt)

Pues con esto ya queda todo dicho. Pueden ustedes compartir o no sus opiniones, pero es evidente que Charles Harbutt tenía sus ideas muy claras y de alguna forma esto se transmite a sus imágenes. Disfruten de la selección de lo mejor de su obra que les dejo a continuación y que tengan una buena semana amigos lectores.



Chrysler Building. Park Avenue, NYC. ©Estate of Charles Harbutt


Scrivener, Wall St. NYC. ©Estate of Charles Harbutt

Palazzo del Arte. Milán. ©Estate of Charles Harbutt


Colapsing building. Hamberg ND. ©Estate of Charles Harbutt


Vendedores de globos. Carnaval de Merida. Yucatán. ©Estate of Charles Harbutt


Providence RI. ©Estate of Charles Harbutt

Abord Le Mistral, France. ©Estate of Charles Harbutt

Woman and childin steps. Brooklyn Heights, NYC. ©Estate of Charles Harbutt

Chicos fumando en el coche. NYC. ©Estate of Charles Harbutt

Chocolate Pérez. Mérida, Yucatán. ©Estate of Charles Harbutt

Humo en habitación. Arles, Francia. ©Estate of Charles Harbutt

Hotel Rias, Veracruz. Mexico. ©Estate of Charles Harbutt

©Estate of Charles Harbutt

©Estate of Charles Harbutt

“Sarah in Window,” Cushing’s Island, Maine, 1968 ©Estate of Charles Harbutt

Car in Alley-Leadville, Colorado. ©Estate of Charles Harbutt

Amazing America. Great Barrington Massachusetts. ©Estate of Charles Harbutt

Quai Voltaire. Paris 1975. ©Estate of Charles Harbutt

Statue. Progreso, Yucatán - México. ©Estate of Charles Harbutt

Blind boy. NYC. ©Estate of Charles Harbutt

World's Fair, Flushing Meadows, NYC. ©Estate of Charles Harbutt

©Harvey Wang, Charles Harbutt, 2010